VISITAN DISTINTAS INSTITUCIONES DEL DISTRITO

La Bibliomóvil propone actividades artísticas vinculadas a la lectura

junio 27, 2013

La Biblioteca Móvil recorre distintas instituciones educativas, centros comunitarios y merenderos, y funciona dentro del programa “Libros en Movimiento”. La idea es acercar el hábito de lectura a niños y adolescentes, a través de distintas actividades artísticas.


Por Maricel Pisa
mpisa@periodicosic.com.ar

La “Bibliomóvil” funciona dentro del programa “Libros en Movimiento”, dependiente de la Secretaría de Cultura y Educación del Municipio local. La Bibliomóvil nació con el objetivo de impulsar la generación de un espacio social y cultural itinerante, a través del que se facilita el acceso a material bibliográfico y audiovisual, además de ofrecer talleres en los que participan los alumnos y docentes de las instituciones educativas. Aunque, la Bibliomóvil también se acerca a centros comunitarios y merenderos para brindarle la posibilidad a los pequeños de crear un vínculo con la lectura y participar de las diferentes actividades desarrolladas por el equipo de trabajo de la biblioteca móvil.

La directora de la Bibliomóvil, y también animadora cultural de la misma, Mónica Maurelli dialogó con Periódico S!C para explicar cómo es el mecanismo por el que se acercan a las escuelas, cómo trabajan en las instituciones dependiendo de las edades de los receptores de este encuentro cultural y artístico.

En primer lugar, Maurelli señaló que “las instituciones llenan una planilla que la dejan en la Secretaría de Cultura de La Matanza, y eso nos los pasan a nosotros y por orden de pedido vamos yendo a las escuelas, aunque cuando hacemos el recorrido también dejamos esas planillas para quienes no pueden acercarse, la biblioteca móvil va recorriendo todos los puntos de La Matanza”.

El objetivo que tienen desde la Bibliomóvil es poder “hacer llegar a los niños y adolescentes, el libro mediante el arte, es una articulación y es un disparador para el docente, al que le suma otras estrategias para que los nenes lean”, añadió Maurelli.
Desde la Bibliomóvil se trabaja con los niveles inicial, jardín, primaria, secundaria y, en ocasiones, terciario y formación docente.

El equipo de trabajo de la bibliomóvil se compone por un profesor de música, de baile, una maquilladora artística, el chofer de la camioneta que ya se ha convertido en un bibliotecario, porque prepara los catálogos de los títulos también, según detalló la directora.

Durante el circuito cultural se maquilla a todos los nenes y al docente, “ello se desprende de la narración que yo realicé con anterioridad, y funciono como presentadora de los qué es el patrimonio cultural matancero, bajado todo para diferentes niveles, funciono como narradora, además de explicar sobre ciudadanía y valores”, contó Maurelli.

En tanto que también se desarrollan actividades de música y baile, de arte (pintura y mural para niños), y después todos son invitados a subir a la biblioteca móvil, “se les explica la importancia del libro que es muy amplio, en áreas de secundaria, llevamos a distintas personas para que les dé charlas, pueden ser veteranos de Malvinas, de cultura, de derechos humanos, o yo doy charlas sobre la democratización del arte, eso lo eligen las instituciones según el perfil que quieren manejar”, explicó la directora.

Dentro de las orientaciones por las que pueden optar las instituciones, también teniendo en cuenta la edad de los alumnos, son “Leer e Imaginar”, se dan lecturas y debates sobre temas a elección, contadores de cuentos, creación de historias, realización de guiones para teatro de títeres, proyección de videos; en “Expres Arte” tiene lugar el teatro de títeres, baúl de disfraces, maquillaje artístico, taller de plástica, taller de dibujo; en “El museo te visita” se brindan charlas y talleres sobre historia local y patrimonio cultural, patrimonio paleontológico, y arqueología; en “Haciendo Memoria” se desarrollan charlas sobre la guerra de Malvinas y Derechos Humanos.

La actividad en cada escuela tiene un tiempo de duración de aproximadamente dos horas y media, el encuentro se repite en el turno mañana y en el turno tarde de la misma institución educativa. Una vez que terminan con la jornada, en muchas ocasiones se dirigen a merenderos y centros comunitarios para llevar las actividades de la Bibliomóvil.

“Cuando nos retiramos dejamos colecciones de libros para la biblioteca de la institución, pero esos libros los van ganando los alumnos para su escuela mediante actividades que vamos realizando durante la jornada”, contó Maurelli, y añadió “eso también es para que valoren el sentido de pertenencia del libro y de su escuela también”.

“Nos sentimos sumamente gratificados, nos dicen que lo que hicimos estuvo bueno, que volvamos, y como equipo eso nos pone muy felices”, recalcó Maurelli.

Más actividades itinerarias

Además de las acciones que se llevan a cabo en las instituciones educativas y sociales, los segundos sábados de cada mes, la Bibliomóvil se dirige al Museo Histórico Juan Manuel de Rosas y participa de las actividades que ahí se desarrollan, también se suman a las fiestas patrias. En la próxima feria del libro del Distrito “vamos a tener nuestro stand con una actividad muy desarrollada que va a estar partiendo de la biblioteca móvil, como charlas, encuentros, homenajes”, adelantó Maurelli.

“No solo llevamos libros en la Bibliomóvil sino que es inmensa la actividad, cada vez que nos retiramos de una institución dejamos las bases para un concurso de arte para que los nenes puedan pintar dentro del aula, y esos trabajos luego van a ser expuestos en la feria del libro con premios para el alumno, el docente, y la institución”, aclaró Maurelli, y concluyó “el libro te abre una imaginación total, porque se imagina los personajes, los paisajes, es otro encuentro, distinto a la lectura a través de una computadora porque es fragmentada, a veces nos pasa que la maestra nos dice ‘vos sabes que este nene nunca leyó públicamente y ahora lo hizo con vos’”.

El libro de la Bibliomóvil

A raíz de tantas historias y experiencias compartidas con los chicos, Mónica Maurelli, junto a su hermana escritora, están realizando un libro que reúna todos estos relatos y que puedan quedar plasmados en el papel, en un libro que sería repartido gratuitamente a las instituciones por medio de la Secretaría de Cultural local. Ya que, los derechos de autor serán cedidos por Maurelli.

“La Bibliomóvil nos ha dado tantas satisfacciones que ahora estoy ilustrando un libro para niños con las historias y experiencias que hemos vivido en los viajes de la biblioteca móvil, nosotros cedemos los derechos y (la Secretaría) Cultura de Matanza lo va a estar regalando a las instituciones”, detalló la directora de la biblioteca móvil.

Contacto

Para pedir que la Bibliomóvil se acerque a una institución llamar al 4441-7167, o comunicarse a través del mail: librosenmovimiento@hotmail.com, para coordinar la inscripción en el listado.

Deja una respuesta

You must be logged in to post a comment.