DESDE LA LISTA OPOSITORA

Denuncian persecución del Colegio de Martilleros de La Matanza

febrero 24, 2014

El próximo 28 de marzo se deberán realizar las elecciones en el Colegio que nuclea a los martilleros y corredores públicos del Distrito. Desde la lista Celeste y Blanca denuncian ser víctimas de una persecución por parte del oficialismo para dificultar la participación en el acto eleccionario.

Por Pablo Pozurama
ppozurama@periodicosic.com.ar

A través de un comunicado, los representantes de la lista 139, Agrupación Celeste y Blanca Martilleros de La Matanza, acusaron que “la actual administración se refugia en pobres artilugios ilegales, infundados, irrazonables y arbitrarios, ejerciendo una persecución indiscriminada sobre algunos de los candidatos que integran la lista 139 para, de este modo, impedir la libre participación y el verdadero ejercicio democrático”. Consultado por Periódico S!C, Daniel Artusa, quien trabaja en la localidad de Ramos Mejía y pretende postularse para el cargo de prosecretario exigió que “se enmiende el padrón”. El martillero opositor, responsabilizó a la actual dirección del Colegio por su “desaparición” del padrón de La Matanza, algo que le impediría participar en las elecciones del 28 de marzo.

“En marzo de 2013, el presidente actual, Alfonso Daniel Pampin,  pidió que haya una lista de unidad porque no quería que se presente otra lista. Hubo diálogo, pero luego de ofrecer los cargos vacantes, comenzó la persecución hacia nuestro espacio”, confió Artusa. “Mi legajo lo mandaron a Morón noventa días, después volvió a La Matanza y fue dirigido al Colegio Superior”, explicó el martillero, quien hace ocho años trabaja en el Distrito y agregó: “Desde agosto estoy privado del acceso a la información que antes me llegaba desde el Colegio de Martilleros de La Matanza”.

Desde la lista que lidera Ángel Pepe como candidato a vicepresidente segundo, aseguraron que irán a la justicia civil para poder participar en las elecciones donde además se eligen los cargos de protesorero, prosecretario, vocales suplentes e integrantes del Tribunal de Disciplina.

“Es casi imposible presentarse por el blindaje que hay en el Colegio de Martilleros de La Matanza”, disparó Artusa, quién analizó que el accionar de la dirección del Colegio para con su agrupación es porque “temen que lleguemos al 33 por ciento de los votos, lo que representaría obtener la minoría y acceder a un mínimo de cinco cargos”.

A su vez,  el martillero recordó que en el 2012 pudieron participar luego de “una lucha legal”, y, pese a ello, alcanzaron el 25 por ciento de los sufragios.

Según Artusa, este temor desde el oficialismo está fundado por el crecimiento que tendría la agrupación por haber mantenido reuniones con  más del 80 por ciento de los 400 martilleros inscriptos en La Matanza, lo que les daría una proyección en cuanto al caudal de votos que posicionaría al espacio alcanzando, por lo menos, el objetivo mínimo en estas elecciones de medio término en el Colegio de Martilleros de La Matanza.

Una actividad semi paralizada

En cuanto a la actividad laboral del sector en el Distrito, el martillero remarcó que “está parada en un noventa por ciento”. “Solo hay una o dos consultas diarias por propiedades en venta, y hay días que no hay ninguna. Antes había cuarenta consultas diarias por compras”, explicó Artusa y agregó que el “ochenta por ciento de las consultas son por alquileres, que representan un ingreso secundario para el sector”.

“El problema es la incertidumbre”, remarcó Artusa. “Cuando hay incertidumbre nuestra actividad es la que primero se retrae y la última que se reactiva porque la gente no quiere invertir si no sabe lo que puede pasar”, explicó.

Además, el martillero se alarmó sobre la situación que le presentaban sus colegas en las distintas reuniones mantenidas en el último año: “Hay inmobiliarias que antes tenían cinco empleados y ahora están trabajando con el dueño y una sola persona”. Además, vaticinó que “el 2014 va a ser un año muy difícil”.

En relación a la situación de los martilleros de La Matanza, Artusa acusó al Presidente del Colegio local (quien además preside el Colegio Superior de la Provincia de Buenos Aires y está a cargo de la Caja de Previsión Social de Martilleros y Corredores Públicos a nivel provincial) de “hacerse el distraído” ante esta situación.

A su vez Artusa, advirtió que durante el año pasado se realizaron inspecciones de la Caja de Previsión Social que “agravaron la situación financiera de muchos colegas que ya estaban muy mal”.

Tags: , ,

Deja una respuesta

You must be logged in to post a comment.