VIDAL CONFÍA EN MASSA

La crisis reflotó la idea de dividir La Matanza

septiembre 20, 2018


Cambiemos sabe que se enfrentará a un fracaso electoral en el Distrito. Por eso reactivó su intención de dividirlo. Depende de los votos de los diputados massistas. Desde La Matanza, hasta los concejales del Frente Renovador criticaron la idea.

Nació una nueva vieja etapa en Cambiemos: dividir La Matanza, porque así como está no la pueden ganar. Un año antes de las últimas dos elecciones, el Gobierno de María Eugenia Vidal reavivó la idea de particionar el Distrito ante el temor al reiterado fracaso. Una vez contados los votos, cuando advirtieron que no habían hecho un papelón en un territorio que les es reacio, el proyecto se desinfló. ¿Por qué reaparece ahora?, porque el Partido amarillo sabe que se está comprando todos los números para comerse una paliza electoral en 2019. Hubieron varios proyectos presentados en la Legislatura bonaerense para tal fin, todos de similares características.

El último lleva la firma del diputado de Cambiemos Mauricio Vivani, hombre del Partido de 9 de Julio, a 250 kilómetros de La Matanza. Al parecer lo único que hizo el legislador fue colocar su nombre y apellido, ya que se trata del mismo proyecto que en diciembre último perdió estado parlamentario y por eso ya no podía ser tratado. La primera impulsora de un proyecto tendiente a dividir el territorio fue la exdiputada radical Liliana De Miguel.

Le siguieron Walter Martello del Partido de Elisa Carrió y más tarde Marcelo “Oso” Díaz del sector de Margarita Stolbizer. En este último está basado el proyecto que se está estudiando ahora, bajo la idea de dividir La Matanza en cuatro municipios, llamados Juan Manuel de Rosas, Gregorio de Laferrere, Los Tapiales y La Matanza. Esperanzados en incrementar su cantidad de votos en este territorio, después de las elecciones de 2017, la gobernadora María Eugenia Vidal decidió freezar el tema. De este modo cayó en la jugada política obvia: ¿si podemos ganar La Matanza, para qué dividirla? Sin embargo, la crisis social y económica que vive el país y que se siente fuerte en este Distrito, aleja cada vez más a Cambiemos de la gente. De hecho, el camino que recorre el Gobierno Nacional promete una avalancha de votos en su contra en lo que hoy sigue siendo una base sólida del kirchnerismo. Para poder aprobar el proyecto, Cambiemos no cuenta con los votos necesario y por eso debe recurrir a las bancas que responden a Sergio Massa.

En principio, el diputado del Frente Renovador Juan Andreotti se mostró ligero a la hora de tratar el tema. Llamó a una reunión de la Comisión de Asuntos Municipales y apuró un pedido de informes al Gobierno provincial para conocer la situación sobre coparticipación, educación, seguridad y salud del Distrito. Si Cambiemos logra el respaldo del massismo, entonces se podrá dar despacho en comisiones y, posiblemente, llevarlo al recinto para debatirlo.

El orden local

El Frente Renovador cuenta en La Matanza con un total de cuatro concejales. Laura Piperno y Ricardo Valdez, del sector del gremialista Julio Rubén Ledesma; Héctor Mantello, del ala de Felipe Solá; y Daniel Novoa, quien intenta mantener lazos con el círculo cercano a Sergio Massa ya que en el Distrito no tiene padrinazgo. El debate por la división de La Matanza también llegó a ese bloque, donde no se pusieron de acuerdo a la hora de sentar posición. Novoa es el presidente del bloque y como tal salió a opinar en nombre de todos sus pares. “Sería conveniente dividir el Distrito”, dijo, reconociendo que es una “cuestión electoral”, y afirmando que tal opinión había sido consensuada en el bloque. “No sabemos con quién habló Daniel Novoa, porque con nosotros no lo hizo, de hecho tenemos una opinión totalmente contraria a la suya”, tiró el felipista Mantello.

“Seguimos confiando en la palabra de Sergio Massa cuando expresó que este proyecto de división es inviable y que no están dadas las condiciones de infraestructura para avanzar”, recordó el edil. En esa línea, Héctor Mantello aseguró que se trata de “un botín político y nada más” porque “Cambiemos sabe que no puede ganar el Distrito, de eso se trata”, castigó. Ricardo “Choper” Valdez fue todavía más allá al afirmar que el Frente Renovador de La Matanza había acordado posicionarse en contra de la división.Laura Piperno, en tanto, coincidió en resistir contra la división. ¿Por qué Novoa quedó sólo?: se puede pensar que el concejal no tiene de dónde agarrarse en La Matanza desde que se separó del dirigente Ariel Martínez. Esto significa que para renovar su banca y/o aspirar a cualquier otro cargo debe practicar el chupamedismo massista al máximo. El debate por la división del Distrito canalizó algo que ya se viene gestando desde hace rato en estas tierras, donde la dirigencia que respondía a Massa es cada vez menos renovadora

Deja una respuesta

You must be logged in to post a comment.