San Justo

Irregularidades en el pago de quincenas y suspensiones en la fábrica El Orden

mayo 13, 2020


La firma produce alimentos panificados congelados y rebozadores. De 130 trabajadores, solo 70 están cumpliendo tareas. Hay una denuncia radicada en el Ministerio de Trabajo, pero no avanza debido a la reducción de actividades por el COVID-19.

Trabajadores de la fábrica El Orden DE San Justo, dedicada a la realización de productos panificados congelados y rebozadores, denunciaron suspensiones injustificadas de empleados de la firma e irregularidades en el pago de las quincenas.

El 20 de abril último, delegados de la planta ubicada en la Avenida Brigadier General Juan Manuel de Rosas 2137, miembros del Sindicato de Trabajadores de Industria de Alimentación y de la empresa, mantuvieron un encuentro para rever la suspensión de 130 empleados.

Pero en esa reunión, no hubo un acuerdo. Según explicó Cristian Cabeda, delegado de la fábrica, para llevar a cabo dichas suspensiones, los directivos de El Orden  debían realizar una presentación en el Ministerio de Trabajo, acción que no efectuaron.

“Ellos decidieron de manera unilateral y arbitraria, suspender igual”, dijo el trabajador.  Por este motivo, el gremio efectuó una denuncia ante la cartera de trabajo, pero aún no hubo novedades.

Si bien la irregularidad en los pagos de los empleados data de 2018, Cabeda contó que en la actualidad, los directivos de la empresa utilizan la pandemia de Coronavirus para excusarse.

Los trabajadores debían cobrar las horas trabajadas y el 70 por ciento en el caso de las horas en suspensión. Pero la firma no cumplió. “Aducen una baja en las ventas y que no pagan porque están esperando el beneficio del Estado”, reveló el delegado gremial, en referencia al programa de asistencia implementado por el gobierno de Alberto Fernández para asistir a empresas que tuvieron que cesar sus actividades y están teniendo pérdidas económicas.

En este sentido, Cabeda agrego: “quieren mostrar que no pueden pagar, pero este beneficio no les corresponde por estar al frente de una empresa productora de alimentos”. Además el trabador aseguró que la planta trabaja  %100 y en ningún momento paro su producción por el aislamiento social, preventivo y obligatorio decretado por el Gobierno Nacional.

Los conflictos en la fábrica comenzaron en 2018.  “Las quincenas comenzaron a pagarse en dos o tres cuotas, luego de un conflicto por el despido de 10 compañeros”, detalló el delegado de la planta.

En 2019, directivos de la empresa, representantes gremiales y trabajadores, acordaron un convenio preventivo de crisis de 8 meses (de junio a diciembre 2019) a través de cual se estableció un compromiso de pago de salarios en tiempo y forma, el cual no se respetó.

Las irregularidades continuaron iniciado el 2020 y en las últimas semanas se agravó por las suspensiones masivas de empleados, situación que se suma al pago en cuotas de los salarios.

“Esta semana, nos depositaron 5 mil pesos a cuenta de la próxima quincena, cuando todavía no pagaron esta quincena, no terminan de pagar nunca”, contó Cabeda, quien señaló que “la gente está sufriendo, todos venimos endeudados porque no podemos cubrir los gastos que toda familia tiene. También hay compañeros que están muy bajonados”.

 

 

 

 

Deja un comentario

You must be logged in to post a comment.