LA MEDIDA TIENE MEDIA SANCIÓN EN EL SENADO

Nueva campaña en La Matanza para pedir la adhesión a la Ley Nacional de Autismo

septiembre 22, 2017

La agrupación TGD La Matanza, al igual que todos los nodos de la provincia de Buenos Aires, realiza durante todo el mes de septiembre una nueva campaña para pedir la adhesión a la Ley Nacional de Autismo, aprobada en 2014, que garantiza la detección temprana, capacitación para profesionales de la salud y la educación y tratamientos de calidad, entre otras.

 

La Agrupación TGD La Matanza realiza durante todo el mes de septiembre, junto a los nodos de toda la provincia de Buenos Aires, una campaña de concientización sobre el Síndrome del Espectro Autista, que incluye el pedido de adhesión a la Ley Nacional de Autismo, sancionada en 2014.

Desde la entidad, piden que la provincia adhiera a la normativa 27.043 que garantiza la detección temprana, capacitación para profesionales de la salud y la educación y tratamientos de calidad, entre otras.

“El objetivo principal es que la provincia adhiera a esta Ley, teniendo en cuenta que estamos ante situaciones de vulnerabilidad, de pocos recursos económicos. El no tener obra social  es moneda corriente y necesitamos con urgencia que esta ley entre en vigencia, que haya un hospital público que diagnostique y brinde tratamientos de calidad”, explicó Vera Vera, miembro de la agrupación TGD La Matanza.

La Normativa de alcance Nacional plantea la necesidad de un abordaje integral e interdisciplinario de los TEA, focalizando el interés en la investigación, docencia, pesquisa, detección temprana, diagnóstico y tratamiento, determinando a su vez las prestaciones necesarias, realizando estadísticas y estudios epidemiológicos, campañas de difusión y formación de los recursos humanos necesarios.

La misma, obliga a todos los agentes de salud –obras sociales, empresas de medicina prepaga como todas las organizaciones de la seguridad social- a brindar las prestaciones necesarias para la pesquisa, la detección temprana, el diagnóstico y el tratamiento de los Trastornos del Espectro Autista (TEA)

El 7 de septiembre se conmemora el Día provincial de Autismo y TGD y por esta razón la campaña de difusión se extendió durante todo el mes. Desde la entidad realizaron una cruzada de recolección de firmas como muestra de apoyo al pedido de adhesión, tanto de manera personal en planillas, como a través de la plataforma change.org. La medida tiene media sanción en el Senado y necesita de la aprobación de la Cámara de Diputados de la provincia.

Según explican desde la entidad “1 cada 68 niños es diagnosticado con la condición de espectro autista, por este motivo, esta Ley mejorará la calidad de vida  de muchas personas dentro del espectro y sus familias. Así también, permitirá a la población en general acceder a una diagnostico temprano, a la investigación científica y epidemiológica en la materia y estadísticas actualizadas en nuestro país sobre el tema”.

La agrupación participó de la X edición de la Feria Municipal del Libro, allí tuvieron un stand en el cual estuvieron brindando información y recolectando firmas para la campaña de adhesión a la Ley 27043. En tanto, el 30 de septiembre se reunirán todos los nodos de la provincia de Buenos Aires, para recopilar y analizar el trabajo realizado durante todo el mes. La documentación será entregada en la Cámara de Diputados de la provincia en la Ciudad de La Plata.

 

La lucha contra la discriminación y la desinformación

 

En las últimas semanas tomó estado público que un grupo de madres festejó que un niño con Síndrome de Espectro Autista sea cambiado de curso, ya que no querían que sus hijos los tengan de compañero. Con respecto a La Matanza, Vera Vera manifestó: “Ninguna escuela está preparada para recibir a chicos con Trastorno Autista, ni privada ni publica. Falta capacitación para los docentes, no saben qué hacer con el alumno. Aceptan que este dentro del aula pero no se termina de tomar la posta, no entiende el rol que deben cumplir, que es el mismo que con cualquier otro”.

En la misma línea, la mujer contó que constantemente reciben quejas y muestras de preocupación de los padres, porque las escuelas excluyen a sus hijos. “En mi caso, ninguna escuela privada acepto a mi hijo, me decían que no había cupo y otras excusas”.

Además, Vera explicó que en muchos casos, los chicos “se la pasa en la cocina, están en la dirección o en la biblioteca. Es muy grave y la mayoría no cumple las cuatro horas de clases, sino que asiste a la escuela  una o dos horas”.

Deja un comentario

You must be logged in to post a comment.