DESDE LA ESCUELA 511

Hace casi 30 años que reclaman hojas braille y máquinas Perkins

marzo 12, 2013

 

La única escuela para no videntes y disminuidos visuales del distrito matancero funciona hace más de 25 años sin los elementos básicos (máquinas Perkins y hojas braille), sin carteles que señalicen de qué institución se trata, sin semáforos sonoros en los alrededores. Incluso con un semáforo (no sonoro) que no está en funcionamiento.

Por Maricel Pisa

mpisa@periodicosic.com.ar

La escuela pública Jorge Luis Borges Nº 511 está ubicada en Guatemala 4153, entre Parral y Terrada, en la localidad de San Justo. Se trata de la única escuela estatal apta para brindar enseñanza a alumnos desde la edad inicial (3 años) hasta adultos, que pudieron tener pérdida de visión absoluta o una disminución, en cualquier etapa de la vida.

Esta institución funciona hace 28 años aproximadamente en esa localidad matancera, desde el inicio de su funcionamiento, la escuela no cuenta con los elementos necesarios y básicos para poder enseñar. En tanto, que los artículos necesarios son alcanzados por vecinos o cooperadoras, pero no de la mano del Estado. Los únicos artículos escolares que llegaron en más de una oportunidad desde la Provincia, fueron “hojas rayadas, lápices y gomas”, como les acercan a escuelas que no tienen esta especificidad.

Cabe recordar algunos artículos de la Ley de Educación Nacional Nº 26.206, en el Capítulo 1 sobre Principios, Derechos y Garantías, en su artículo 2: “La educación y el conocimiento son un bien público y un derecho personal y social, garantizados por el Estado”, y el artículo 4: “El Estado Nacional, las Provincias y la Ciudad Autónoma de Buenos Aires tienen la responsabilidad principal e indelegable de proveer una educación integral, permanente y de calidad para todos/as los/as habitantes de la Nación, garantizando la igualdad, gratuidad y equidad en el ejercicio de este derecho, con la participación de las organizaciones sociales y las familias”.

En tanto que en el artículo 6 explicita: “El Estado garantiza el ejercicio del derecho constitucional de enseñar y aprender. Son responsables de las acciones educativas el Estado Nacional, las Provincias y la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, en los términos fijados por el artículo 4° de esta ley; los municipios, las confesiones religiosas reconocidas oficialmente y las organizaciones de la sociedad; y la familia, como agente natural y primario”.

Cuando la escuela cumplió los 25 años se realizó un evento a modo de festival para recaudar elementos como hojas braille, bastones, entre otros materiales didácticos, y fondos para intentar acceder a las máquinas Perkins. El mismo se llevó a cabo en las instalaciones del Canal 4 de La Matanza, a través del que también fue transmitido. Aunque hubo muchas personas que ayudaron tanto durante la transmisión del festival haciendo números artísticos, y los vecinos que se acercaron al canal de televisión para aportar su granito de arena, pero no se pudo avanzar en demasía.

 

Comienzo de las clases

Un nuevo inicio lectivo se inició a mediados de febrero, pero como si estuvieran congeladas, las condiciones son las mismas que varios años atrás. En la actualidad asisten al establecimiento alrededor de 200 alumnos, desde los 3 años hasta adultos. El cuerpo docente, técnico y administrativo alcanza los 50.

La directora de la escuela, Beatriz Laudizio, dialogó con S!C y expresó: “Desde el 13 (de febrero) se retomaron las actividades en la escuela, las clases comenzaron el lunes (25 de febrero), si bien hubo maestros que estuvieron adheridos al paro”. Y recordó la situación de la institución educativa: “Todo lo que habíamos hablado en su momento, incluso lo de Canal 4, no pasó nada, no hubo ningún cambio, ni ninguna cosa que nos prometieron”.

En este sentido, Beatriz Laudizio (directora desde hace seis años) resaltó que “las necesidades siguen siendo las mismas, el material específico, las hojas braille, las máquinas Perkins, el material de geometría, lo que uno espera recibir para los alumnos especiales”. En tanto, detalló que “el reclamo sigue siendo el mismo para toda la Provincia, porque ninguna escuela para ciegos recibe los recursos que se necesitan por la especificidad de sus alumnos, así como otras escuelas reciben libros de texto, cuadernos, lápices, nosotros nunca recibimos lo específico, nos enviaban los mismos artículos que para otra escuela sin esa especificidad”.

Si bien, la directora contó que recibieron una cantidad de netbooks por el plan Conectar Igualdad, pero para esas computadoras tuvimos que implementar un programa parlante, justamente para que lo puedan utilizar los chicos, recibimos la misma netbook que todo el mundo, no es nada específico de lo que necesitamos”.

En la vía pública

Además de los reclamos internos sobre los materiales didácticos y las máquinas Perkins, desde la 511, se hicieron reclamos sobre las problemáticas que aquejan a todos los alumnos que cursan sus estudios en esa escuela. Este reclamo se centra en la colocación de semáforos sonoros en los alrededores de la escuela para que los estudiantes puedan transitar de forma más tranquila y segura, ya que “hay un semáforo y no funciona”.

Beatriz Laudizio comentó que “se han colocado semáforos (sonoros) en el centro de San Justo, pero en la esquina de la escuela hay un semáforo de los comunes y ni siquiera está funcionando”.

Además solicitaron carteles identificatorios tanto para la fachada de la escuela como en las zonas aledañas para alertar a los transeúntes. “Pedíamos el cartel identificador, tampoco se realizó el cartel”, detalló la directora.

Reclamo histórico

Beatriz Laudizio, directora de la Nº 511.

Según los datos del establecimiento de la Dirección General de Cultura y Educación (DGCyE), de las 19 escuelas especiales estatales que corresponden al distrito de La Matanza, una sola es para alumnos no videntes y disminuidos visuales: Jorge Luis Borges  Nº 511. Teniendo en cuenta todos los reclamos efectuados por las autoridades de este establecimiento, desde la escuela pueden asegurar que “en ese sentido las cosas siguen como siempre”. “Estos reclamos ya son una cuestión histórica, en un principio había una sociedad española que enviaba artículos, después eso se cortó, pero siempre fueron iniciativas privadas, de un rotary, o de una cooperadora, siempre se consiguen por el interés privado, nunca fue asumido por la ley provincial de educación, eso debería proveerlo el Estado”, indicó Laudizio.

Sin embargo en la Ley de Educación Nacional Nº 26.206, correspondiente al Título 2, en el Capítulo VIII sobre Educación Especial, de acuerdo al artículo 42, explicita: “La Educación Especial es la modalidad del sistema educativo destinada a asegurar el derecho a la educación de las personas con discapacidades, temporales o permanentes, en todos los niveles y modalidades del Sistema Educativo. La Educación Especial se rige por el principio de inclusión educativa, de acuerdo con el inciso n) del artículo 11 de esta ley. La Educación Especial brinda atención educativa en todas aquellas problemáticas específicas que no puedan ser abordadas por la educación común”.

En tanto que en el artículo 44 de la misma ley, “con el propósito de asegurar el derecho a la educación, la integración escolar y favorecer la inserción social de las personas con discapacidades, temporales o permanentes, las autoridades jurisdiccionales dispondrán las medidas necesarias para: a) Posibilitar una trayectoria educativa integral que permita el acceso a los saberes tecnológicos, artísticos y culturales; b) Contar con el personal especializado suficiente que trabaje en equipo con los/as docentes de la escuela común; c) Asegurar la cobertura de los servicios educativos especiales, el transporte, los recursos técnicos y materiales necesarios para el desarrollo del currículo escolar; d) Propiciar alternativas de continuidad para su formación a lo largo de toda la vida; e) Garantizar la accesibilidad física de todos los edificios escolares”.

CONADIS

Las autoridades de la escuela habían sido aconsejadas para inscribirse en un registro de la Comisión Nacional Asesora para la Integración de las Personas con Discapacidad (CONADIS), cuyo objetivo general es -según se detalla en el sitio web www.conadis.gov.ar- “promover equiparación de oportunidades para favorecer calidad de vida y el desarrollo humano, con una planificación centrada en las personas con discapacidad y sus familias”. Esa inscripción sería el nexo para que la institución educativa “reciba las máquinas Perkins”; La directora especificó: “Hicimos la inscripción, pero hasta el momento nada, no nos llegó ni una comunicación, porque eso nos dijeron en su momento si nos podíamos inscribir en la CONADIS, para recibir máquinas Perkins, pero no pasó nada”.

 

Desempeño escolar

 

En respuesta a la consulta sobre cómo hace el cuerpo docente y los alumnos para acceder a los materiales, la directora Laudizio respondió: “Siempre fue una cuestión de iniciativas particulares, tratamos de pedirle a los padres de los alumnos que consigan esas hojas (para escribir en braille), les recomendamos lugares, pero el tema es cuando los chicos tienen que hacer la adaptación de los libros, los textos que vana utilizar en la escuela, de eso se ocupa la escuela, como también en el caso de los chicos que no pueden acceder por cuestiones económicas”.

“Las hojas braille, las tenemos que comprar, no nos queda más remedio, no hay otra opción, nunca nos llegó nada, este es uno de los elementos básicos, entonces a veces un chico se equivoca en una hoja y nos da pena que la tengamos que tirar”, explicitó la directora.

Por otra parte, la directora adelantó que les entregaron un subsidio desde Nación, pero “no sabemos como hacer para cubrir todo, porque tenemos tantas cosas por hacer, porque llega una vez cada tanto, y con eso tenés que poder cubrir todas las necesidades, ahora tenemos que presentar un proyecto pedagógico  y utilizar esos fondos, que en realidad es enviado a todas las escuelas especiales”.

Las Perkins

Las máquinas Perkins son similares a las máquinas de escribir, las primeras permiten escribir directamente en braille. Esta tiene nueve teclas, seis que representan las letras, y las otras tres, una para los espacios, otra que oficia de borrador y la última que sirve para cambiar  de línea. Estas tienen un valor aproximado de 1.300 dólares.

En este sentido, la directora de la institución explicó que todos los alumnos “asisten a escuelas de manera integrada y a contra turno asisten a la escuela 511, para brindar las materias complementarias”. A su vez, las tres máquinas con las que cuenta la escuela 511, las tienen que prestar a los chicos que comienzan el primer grado, y “también tenemos que prestarlas a los chicos que hacen la escolaridad primaria”, dijo Laudizio.

Al mismo tiempo, desde la escuela señalan que “si tendrían una impresora braille porque si los chicos pueden escribir en la computadora, pueden imprimirlo en braille, pero es un elemento carísimo, y las escuelas no lo tenemos”. Estas impresoras, usadas, tienen un valor aproximado de 30 mil pesos: “Es un valor inaccesible”, comentó la directora.

De acuerdo a las posibilidades, “hay alumnos que en algunos casos pueden tramitarla (la adquisición de una máquina Perkins) por la obra social, o mediante rifas, pero nosotros prestamos las máquinas que tenemos pero, no se da a basto, en ese caso, los chicos no podrían ir a la escuela, o les sería muy dificultoso sin esas máquinas”.

 

 

Proyectos

En 2011, el concejal Ariel Martínez por el bloque Sentimiento Peronista visitó la escuela, y posteriormente presentó diversos proyectos en el Concejo Deliberante local, para poder dar respuesta a las problemáticas de ese establecimiento.

Se presentaron las siguientes minutas de comunicación:

Con el Nº de expediente 9547/11, presentada el 20/05/2011. En la misma, “se detalla que los alumnos y profesores no cuentan con libros escritos en idioma braille necesarios para la enseñanza”.

Con el Nº de expediente 9548/11, presentada el 20/05/2011. Se explicita que “los alumnos y profesores no cuentan con los materiales necesarios para estudiar y enseñar, las autoridades provinciales proveen a dicha escuela de hojas rayadas, lápices, y cuadernos”, por la misma se solicita “al departamento educativo proceda a gestionar ante el Ministerio de Educación de la provincia de Buenos Aires, la adquisición y proveeduría de hojas aptas para la escritura de braille, punzones”.

Con el Nº de expediente 9549/11, presentada el 20/05/2011. Por la cual se explica que “los alumnos y los profesores no cuentan con las máquinas Perkins de escritura braille indispensables para el aprendizaje y la enseñanza”.

Con el Nº de expediente 9553/11, presentado el 20/05/2011. En la que se explica que “no hay presencia de señalizaciones viales de advertencia en los alrededores de la escuela, y colocación de dichas señales para advertir a los conductores”.

Además se presentaron Proyectos de resolución, bajo los siguientes números: Con el Nº de expediente 9550/11, presentado el 20/05/2011. En el que se solicita la “colocación de carteles de señalización del establecimiento educativo para no videntes en la Av. Brigadier General Juan Manuel de Rosas (Ruta 3) a la altura del establecimiento educativo en ambas direcciones a fin de informar la ubicación de dicho establecimiento”.

Con el Nº de expediente 9551/11, presentado el 20/05/11. Por medio del que se pide “un cartel de señalización en la puerta de la escuela Nº 511”.

Con el Nº de expediente 9552/11, presentado el 20/05/2011. A través de la que se solicita la colocación de “semáforos para no videntes en la intersección de las calles Terrada y Guatemala, León Gallo y Av. Brigadier General Juan Manuel De Rosas (Ruta 3), Guatemala y Av. Brigadier General Juan Manuel de Rosas (Ruta 3), y entre Guatemala y Parral, localidad de San Justo”.

Un año y medio después, en la sesión ordinaria del Concejo Deliberante de La Matanza del día 30  de noviembre de 2012, en la Comisión de Cultura, Educación y Deporte, se despachó como resolución de archivo, con el Nº de orden 06, Nº de expediente HCD: 9547/11. Bloque Sentimiento Peronista Cjal. Ariel Martínez Ref. Adquisición de libros para escuela Nº 511 de San Justo.

En la misma fecha, con resolución de archivo, con Nº de orden 07, Nº de expediente HCD: 9548/11. Bloque Sentimiento Peronista Cjal. Ariel Martínez. Ref. Materiales didácticos para la escuela Nº 511 de San Justo.

Con resolución de archivo, Nº de orden 08, Nº de expediente HCD: 9549/11, Bloque Sentimiento Peronista Cjal. Ariel Martínez, Ref. Máquinas Perkins de escritura braille para escuela Nº 511de San Justo.

Relacionada

Escuela para ciegos se encuentra a la espera de una impresora Braille

Deja una respuesta

You must be logged in to post a comment.